Saltar al contenido

¿Usted es águila o pollo en las inversiones?

Su comportamiento con respecto a las inversiones tiene un impacto directo en los resultados que obtenga de ellos – sea la forma en que usted observa el dinero o su comportamiento cuando se enfrenta a una situación incierta.

Podemos hacer una analogía directa del comportamiento de un águila y de una gallina frente a las inversiones.

La gallina inversora  

La gallina invertidora siempre tiene una postura temblorosa, con la mirada hacia abajo; ella incluso intenta volar, pero no consigue.

Pasa la mayor parte de la vida cazando en busca de restos de cualquier cosa; si está atrapada en algún gallinero, ella no está ni ahí. Su nido se construye en el suelo y sólo ve durante el día.

El águila invertidora

El águila investidora siempre tiene una postura valiente, con la mirada muy amplia y una visión muy refinada. Su vuelo es muy alto.

Es cazadora y no se alimenta de restos. Su lema es la libertad y ella no acepta quedarse atrapada, construyendo su nido en los más altos acantilados. Se mantiene alerta tanto durante el día y la noche.

Recomendado libro electrónico gratuito 10 actitudes para encender su vida financiera

¡Sea águila y vuela!

Ser una gallina invertidora es correr desconcertado, gritando desesperadamente cuando un escenario arriesgado aparece.

Sobre la gallina investidora, su esencia es débil e indefensa, y ella se siente amenazada y con miedo de perder dinero en todo momento. Sus preguntas favoritas son “¿Dónde a invertir para perder menos?” Y “¿Dónde a invertir no perder?”.

El águila investidora es aquella que tiene una visión muy apurada del escenario y, aun sabiendo de los riesgos, se enfoca en las potenciales ganancias, manteniéndose siempre alerta para los predadores. Sus preguntas favoritas son “¿Dónde y cómo creo más?” Y “¿Cuál es la mejor inversión para mi perfil?”.

Cierto, pero si soy pollo, ¿cómo hago el águila?

A medida que los cachorros de águila van creciendo, la madre águila va retirando del nido las plumas y el pasto, para que queden solamente las espinas y los gravetos.

Esto trae incomodidad hasta que no tienen otra opción, sino volar del nido. Cuando está bien acomodado ( “Oh, voy a dejar que los ahorros porque entonces no tengo un dolor de cabeza”), que dejan de crecer económicamente y personalmente.

Recomendado Video Miedo empobrecedor es paralizante! ¡Huye de él!

conclusión

Estudiar, hacer cursos, conversar con especialistas, investigar y arriesgar son formas de retirar las plumas y el pasto de su nido. Yo puedo asegurarle a medida que usted adquiere conocimiento, usted quiere crecer cada vez más, levantando vuelos cada vez más altos. ¡Adquirir el vicio de crecer es lo mejor que tienes que hacer en la vida!

Si usted ya entendió la forma en que un águila inversor piensa, sea visionario y piense en dónde quiere llegar a las inversiones. Y recuerde que cualquier jornada, por mayor y más complicada que parezca, comienza con el primer paso.

¿Usted es águila o pollo en las inversiones?
5 (100%) 1 vote