Saltar al contenido

¡No ahorra por ahorrar! Ahorro para lograr objetivos y sueños

¡No ahorra por ahorrar! El título de este artículo trae consigo un mensaje obvio, pero de extrema importancia ahorrar por ahorrar no tiene lógica, después de todo debemos tener objetivos detrás de ese importante hábito.

En mis últimas consultorías, me encontré con un perfil peculiar de clientes son personas bastante organizadas financieramente, extremadamente disciplinadas cuando el asunto es ahorro, pero que no tienen objetivos claros para la utilización del dinero.

En otras palabras, gente que ahorra buena parte de lo que ganan, pero que no saben qué destino darán para ese dinero ahorrado en el futuro. Esto no tiene mucho sentido y voy a explicar mejor mi punto de vista.

Nadie está obligado a nada ni a ahorrar, mucho menos a tener un objetivo claro para el dinero ahorrado. Sin embargo, si paramos para pensar, veremos que el dinero en sí no pasa de un pedazo de papel. Lo que tiene valor para nosotros son los beneficios que ese dinero puede traernos.

El personal era muy amable y servicial. Estas y muchas otras cosas son fruto de nuestro deseo de tener una vida mejor y es ese deseo que nos hace ahorrar. Esto nos lleva a renunciar a gastar el dinero en el presente para tener más dinero para gastar en el futuro y, de esta manera, alcanzar nuestras metas financieras.

Cuando ahorramos por ahorrar, podemos incluso tomar una decisión financieramente correcta, pero por no tener objetivos para ese dinero, a no ser acumular más y más, una hora vamos a cansarnos de seguir ahorrando.

En esa hora, toda esa disciplina será dejada de lado y, como en un pase de magia, alguien que pasó toda la vida siendo una persona económica pasará a gastar todo lo que había ahorrado y un poco más. Creer, esto sucede con una frecuencia impresionante.

Lectura recomendada 5 consejos para evitar la dilación y lograr sus objetivos

Si aún no ha comenzado su ahorro, comience “para ayer”! Es ella quien te va a proporcionar una vida tranquila en el futuro. Si ya ha comenzado, defina cuanto antes el destino de ese dinero, ya que son estos objetivos que le motivarán a seguir ahorrando con el tiempo.

Si usted está perdido y no sabe por dónde empezar, sugiero que divida sus objetivos en tres corto, mediano y largo plazo. Así, el dinero que usted está ahorrando e invirtiendo servirá para que usted alcance sus metas más grandes en el futuro, pero también le ayudará a alcanzar esas metas más pequeñas dentro de unos meses.

El dinero es imprescindible en la vida de todos nosotros, pero él necesita estar a nuestro servicio y no al revés. ¿La mejor manera de hacerlo? Teniendo metas claras, que sirvan de estímulo para que podamos utilizar los recursos acumulados para hacer nuestra vida más placentera.

Desafortunadamente, una parte sustancial de la población todavía no ha logrado despertar a la importancia que una planificación financiera tiene para nuestra vida, pero si usted ya construyó el suyo y empezó su ahorro, nunca pierda de vista sus objetivos, después de todo, fue a causa de ellos que usted comenzó a ahorrar, recuerda?

Juntar dinero es óptimo y se vuelve aún mejor cuando tenemos un destino claro para aquel capital que estamos acumulando.

Lectura recomendada Aprenda a construir su independencia financiera (sí, usted también puede hacerlo!)

Foto “Set a goal”, Shutterstock.

¡No ahorra por ahorrar! Ahorro para lograr objetivos y sueños
4.8 (95.56%) 9 votes