Saltar al contenido

Humildad y mente abierta, factores esenciales para aprender siem

Sir Isaac Newton dijo una vez “Lo que sabemos es una gota, lo que ignoramos es un océano”. Si una de las mayores mentes que ya existió fue lo suficientemente humilde para decir algo así, ¿por qué no seguir su ejemplo?

Esto es algo notorio en los grandes sabios; y que no hay que olvidar que, en el caso de que se produzca un cambio en la calidad de la información, cada uno de nosotros siempre será desproporcionadamente mayor que la parte “educada”.

No hay ningún secreto mi enorme gratitud por ser parte de Dinheirama; Conrado Navarro, que abrió las puertas y Ricardo Pereira Coutinho y Giovanni, que me acogieron como de la familia; son esas cosas de la vida que no tienen precio.

Lo más interesante es, además de la oportunidad, el volumen inmenso de aprendizaje que pasa entre bastidores, en nuestras interacciones diarias, sean personales o profesionales. Cada uno de nosotros mantiene un canal directo con el otro, donde muchas veces los papeles se extienden por muchos minutos, hasta horas, y el resultado de ello es increíble.

Puedo decir que he ganado muchas cosas una oportunidad de trabajo, una familia y una fuente inagotable de conocimiento. Me pareció interesante dedicar un texto a ese cambio en mi vida porque usted puede estar delante de una oportunidad similar, pero no la valora como debería.

Lectura recomendada 5 cambios fundamentales para construir la riqueza

En uno de esos días, yo y el Navarro comenzamos una conversación sin pretensiones acerca de la cartera de inversiones de cada uno y lo que siguió fue, si es posible definir, transformador.

Es interesante conocer la esencia de un tipo que hasta otro día era alguien que yo veía como uno de los grandes nombres de la educación financiera (y así, muy lejos de mí) y ahora me da consejos (y tirones de oreja) prácticamente todos los días .

Empecé el texto que acaba de hablar de la humildad y la sed de conocimiento de la más sabia para llegar a este punto en este viaje, algo que estaba latente era la humildad, la curiosidad, la capacidad de decir “no sé, pero voy a aprender”, y por encima de eso, de mostrar sin pudores cariño y preocupación con el prójimo.

Recientemente, mientras que muestra un poco de frustración a Navarro por una decisión hasta ese momento, no había entendido, la respuesta estándar esperado sería un “textão” de arriba hacia abajo me pone en mi lugar, ¿verdad? ¡Bien, no aquí!

Entendí exactamente todo lo que rodeaba la cuestión y aún con la preocupación de no “frustrarme”, que la cosa toda podría hacerse de la manera que yo esperaba. Como si toda argumentación ya no fuese suficiente, todavía descubrí que soy más querido de lo que yo imaginaba. La vanidad es una palabra en desuso por esas bandas.

Parece un tanto meloso, lo sé. Pero retrata bien la esencia que hace un verdadero líder, y, más aún, la esencia transformadora de quien entiende la frase que Newton tan precisamente dijo.

Vídeo recomendada 3 Preguntas (individuales) puede dar vuelta a su vida financiera para siempre

Todos nosotros tenemos ese poder transformador, pero pocos entienden que él está mucho más en oír, cuestionar para llevar el otro la reflexión, que en la pretensión de tener todas las respuestas.

Por cierto, una vez leí que “sólo los idiotas están seguros de ello.” ¿Tiene sentido, no? Por cierto, esta es otra pregunta que escucho un montón aquí “que tiene sentido para usted?” Nada se impone, todo se decide en grupo, ponderando lo que tiene sentido para cada uno y, así, haciendo el mayor esfuerzo posible en pro de la unidad.

Vuelve a ello todos tenemos ese poder transformador, basta con ser humildes lo suficiente para ponerlo en práctica, y así asumir que poco sabemos, pero enorme es la voluntad de hacer.

De este modo, la corriente es cada vez mayor y más poderosa. Esté en una posición de liderazgo o no en su trabajo, ese es un legado que comienza a ser construido en ese preciso momento que dejamos viejas creencias limitantes de lado y abrazamos sin restricciones a aquellos que nos ofrecen un abrazo.

¿Tiene sentido para usted? Entonces abrace y tenga la certeza de que mucho bueno va a nacer de ese abrazo. Sólo no se olvide de contar el resultado, combinado? Te deseo una vida plena y próspera, ya que de nada sirve una vida larga y vacía. ¡Gran abrazo y hasta la próxima!

Lectura recomendada 3 creencias que le impiden sus sueños (y cómo a superarlos)

Humildad y mente abierta, factores esenciales para aprender siem
4.8 (95%) 8 votes