Saltar al contenido

12 Consejos para hacer de la clase económica a su primera clas

Quien ya ha viajado en la clase económica en un vuelo internacional sabe que pasar horas en el sillón apretado y con poco espacio para las piernas no es nada cómodo.

Pero ¿es posible hacer de ese vuelo super agotador una experiencia más agradable, quiere ver? Compruebe algunos consejos sencillos que cualquier persona puede seguir

1. Escoja el mejor asiento

Los asientos cercanos a la salida de emergencia son los más espaciosos y, por eso, algunas cias aéreas cobran un valor adicional debido al confort. Consulte antes de reservar.

Otra sugerencia es acceder al sitio http//www.seatguru.com/ o descargar la aplicación con el mismo nombre. Allí usted pone los datos del vuelo, aérea y tiene acceso al mapa de asientos con la recomendación de los mejores lugares.

2. Marque el asiento tan pronto como compre el paso

Mucha gente cree que el asiento sólo puede ser marcado en el momento del check-in, por lo que acaba tomando lo que quedaba y muchas veces no puede sentarse al lado del acompañante. En cuanto efectúe la compra del pasaje, acceda al sitio de la aerolínea y marque su asiento.

3. Lleve una almohada

¡Esa almohada que encaja en el cuello convertirá su viaje y su sueño! Para no ocupar espacio en la maleta, hay la opción de almohada inflable. Puede incluso parecer una tontería, pero usted no llegará en el destino con un dolor de cuello en el cuello o tardará en dormir, ya que no encuentra una posición cómoda. Pruebe y me agradezca después.

4. Haga el check-in en línea

Para que queden horas en la cola del aeropuerto, tenso con el horario de embarque, si usted puede ir directamente al mostrador sólo para dejar su equipaje? Hacer el check-in en línea le librará de la larga espera, bien común en vuelos internacionales.

5. Lleve películas en su teléfono o tablet y un buen audífono

Si las opciones de películas no te gustan, puedes tener tu propia selección en tu mano. Además, ayuda a pasar el tiempo si llega con mucha anticipación en el aeropuerto. Otra sugerencia es tener un buen auricular, ya que no siempre los ofrecidos en el avión son de buena calidad (cuando se ofrecen). Hay auriculares que aíslan el ruido externo (una inversión para quien no puede dormir con ruido).

6. Lleve cargador extra

Los smartphones consumen mucha batería con las aplicaciones que utilizamos. Tener un cargador portátil para no quedarse en la mano y poder comunicarse con los familiares es casi un elemento obligatorio.

Lectura recomendada Cómo viajar a los Estados Unidos, incluso con el dólar alto

7. Prepare algunos bocados

No vaya sólo contando con la comida del avión, pues no siempre el horario de servir es el mismo de su hambre. Lleve algunos chocolates, barras de cereales, galletas, castañas secas o antes del embarque aproveche para comprar aquel delicioso Toblerone en el Duty Free.

Recuerde que si tiene alimentos de origen animal o semillas, tendrá que tirarlos antes de entrar en el país de destino, como en los EE.UU., por ejemplo.

8. Use ropa y calzado cómodo

Si desea sentirse cómodo, evite usar ropa apretada. Prefiere mallas suaves y que dan movilidad. Para algunas personas, viajar de pantalones vaqueros puede ser un tormento. Se sabe que es normal sentir hinchazón durante el vuelo y todo lo que está justo quedará muy incómodo después de un tiempo.

Evite también zapatos y zapatos que son justos o con muchos detalles, ya que después de muchas horas sin el calzado y los pies hinchados, usted tendrá que hacer una buena gimnasia para colocarlos.

9. Bolsita de dinero

Dejar la bolsa con dinero para ir al baño puede dar esa inseguridad. Por eso, esa bolsita atada en la cintura es una buena pedida.

10. Muevete

Si se queda horas en la misma posición e inhala, no es agradable, además de poder perjudicar la salud. Para activar la circulación, levántese cada dos horas y haga una caminata.

Mover los pies haciendo círculos y alargarlos mientras está sentado también se recomienda. Tome una media extra y cómoda para hacer las caminatas.

11. Sea amable con los tripulantes

Esta sugerencia no necesita ser pasada, pues ser educado es básico, ¿no es así? Pero tenemos aquellos días de mal humor o tensión de viaje y no atentamos a pequeños gestos. Trate bien a los comisarios y siempre sea gentil. Al final, gentileza genera gentileza y hace que todo sea más agradable.

12. Monte su kit de spa

Ya que la clase económica no ofrece ese kit lleno de mimos, la manera es hacer usted mismo. Trae una pequeña bolsa con la crema hidratante para la piel y uno para la boca, para que el aire acondicionado se seca, una máscara para dormir (mejor no se acuerden con la luz del vecino), gotas para los ojos para aquellos que usan lentes de contacto, toallitas húmedas, cepillo y pasta de dientes, espejito y un pequeño cepillo de pelo.

Todo esto te ayudará a sentirse más cómodo y evitar llegar al destino con una apariencia cansada.

¿Te gustó los consejos? Le aseguro que su próximo viaje será mucho mejor, aunque sea en la clase económica.

Lectura recomendada riqueza real está acumulando experiencias (y recuerdos), no sólo dinero

Foto “airplane”, Shutterstock.

12 Consejos para hacer de la clase económica a su primera clas
4.8 (96%) 10 votes